EL DESAFÍO DE INVERTIR EN ACCIONES INDIVIDUALES

La mayoría de los inversores tienen o han tenido en algún momento acciones individuales en sus portafolios. Ser accionista de empresas las cuales creemos que tienen buenas perspectivas y de las cuales valoramos sus productos o servicios tiene un valor agregado frente a otras inversiones más “aburridas”.

Pero invertir en acciones individuales no es tan fácil como parece.

En un estudio hecho por J.P. Morgan entre 1980 y 2014, encontraron que:

  • El 40% de las acciones pierden dinero para un inversor.
  • El 64% no logra superar el rendimiento del mercado accionario.
  • El 7% explica casi el 100% del rendimiento total del mercado.

Imagínense que elegimos una canasta de 100 acciones que creemos que tienen buenas perspectivas. Ahora imagínense que vamos a perder dinero con 40 de estas, y vamos a ver como la mayoría (64 acciones) no logran superar el rendimiento del mercado. A todo esto, 7 empresas lograrán un rendimiento tan extraordinario, que debemos no tentarnos de venderlas.

Esto es lo que pasa detrás de un fondo o índice como el S&P 500. Al invertir en un fondo de forma diversificada, todo esto ocurre detrás de escenas. No nos tentamos en realizar ganancias de las empresas ganadoras. No nos importa que la mayoría de las inversiones sean relativamente malas. Y no sufrimos perder dinero en casi la mitad de las inversiones.

Esto no quiere decir que invertir en acciones individuales sea mejor o peor que invertir en un fondo o índice diversificado, sino que para hacerlo de forma efectiva lo más importante será psicológicamente poder convivir con esos resultados.

Hay otro punto. Varios inversores aseguran que pueden soportar una caída de 10%, 20% o 30% en su inversión. Pero en gran parte lo que sugieren es que si el mundo se mantiene igual a como está hoy, y su portafolio cae en esos porcentajes, pueden soportar una caída de esa magnitud.

El problema es que generalmente cuando esto ocurre es porque hay una pandemia, o porque hay una guerra, o porque el sistema financiero está por colapsar. Es difícil mantener la calma en un escenario así y empezamos a dudar de las inversiones puntuales que hemos hecho.

Estar invertido en un fondo o índice, que ha soportado estos tipos de acontecimientos hace que sea más fácil convivir con estas caídas. Esto hace que logremos estar invertidos por más tiempo, que al final del día será el factor más importante en el resultado de nuestras inversiones.

Al final del día, no es el mercado de valores y ni siquiera las propias empresas las que determinan el destino de un inversor, es el inversor.

Peter Lynch

Ec. Manuel Bordaberry

mbordaberry@paullier.com

También puede interesarte…

CONVIVIR CON LA VOLATILIDAD

El S&P 500 ha tenido un rendimiento anualizado de aproximadamente 9,20% desde 1929 hasta hoy. Cualquier inversor que observe esto, podría creer que obtener estos resultados es algo relativamente fácil. Sin embargo, el índice en promedio ha tenido...

read more

La Presión Sobre los Mercados Financieros continúa

Los mercados financieros cierran el primer semestre de 2022 con las mayores pérdidas desde comienzos de los años 70, tanto a nivel de acciones como en los mercados de bonos. El motivo básico de este comportamiento es la aceleración de la inflación que también ha...

read more

What Is ESG Investing? From Forbes Magazine

by E. Napoletano,  Benjamin Curry Environmental, social and governance (ESG) investing is a strategy you can use to put your money to work with companies that strive to make the world a better place. ESG investing relies on independent ratings that help you...

read more

KEEP IT GOING – By Morgan Housel

Aquick story about athletes and investors. A big difference between professional and amateur athletes is the intensity of training. The intuition of amateur athletes is to push as hard as they can, testing the limits of their potential, maximizing what they’re capable...

read more